En tus Ojos

noviembre 11, 2008

Love I get so lost, sometimes
days pass and this emptiness fills my heart
when I want to run away
I drive off in my car
but whichever way I go
I come back to the place you are

all my instincts, they return
and the grand facade, so soon will burn
without a noise, without my pride
I reach out from the inside

in your eyes
the light the heat

I am complete

I see the doorways to a thousand churches

the resolution of all the fruitless searches

I see the light and the heat

oh, I want to be that complete
I want to touch the light
the heat I see in your eyes

love, I don’t like to see so much pain
so much wasted and this moment keeps slipping away
I get so tired of working so hard for our survival
I look to the time with you to keep me awake and alive

and all my instincts, they return
and the grand facade, so soon will burn
without a noise, without my pride
I reach out from the inside

in your eyes
the light the heat

I am complete

I see the doorways to a thousand churches

the resolution of all the fruitless searches

I see the light and the heat

oh, I want to be that complete
I want to touch the light,
the heat I see in your eyes
in your eyes in your eyes
in your eyes in your eyes
in your eyes in your eyes…

Suspiro Romántico

noviembre 11, 2008

Cuántas lágrimas secas

Cuánto derroche en la oscuridad

Sólo son dos almas

Unidas una en su igual.

Cuánta pasión calcinada

Al nuestros cuerpos recorrer

Cuánto dolor albergado

En aquél, nuestro ser…

Por ti, por mi, por los dos, por uno…

Por quienes somos

Por estar en dónde estamos…

Por dolor que no encaja en un hombro

El derecho, el que falta

Para poder llorar en él.

El lastimado, el herido.

El que no sangra jamás.

Ahora contigo me siento completa

Sin ti, siento el vacío que me llena

Te veo lejos y te siento en cada roce

En cada mirar…

Ahora que tus ojos volvieron a brillar.

(No, no soy una tonta,

Y sé que no debo de llorar más…

Porque ahora, al fin

Se que te tengo a mi lado)

Se que lo más preciado me has regalado

Esas noches que no fueron más que un pecado

Ahora son una reliquia

Son recuerdos del presente

De lo que siempre quise

De lo que deseé

De quien siempre amé

Incluso sin saber…

Te llevaste mis pendientes

Y yo me quedé con tus pupilas

Amor sin heridas

Cuánto tardarás más…

En hacernos gozar

En un hechizo

Que nos funda en una espiral

Por miles de siglos

En una profunda oscuridad…

Akelarre

noviembre 2, 2008

El caldero hervía, sangre y corazones dentro había; mientras el vapor con la niebla que salía de entre los árboles las envolvía.

Bailaban desnudas en un círculo, eran no más que mujeres, todas de una belleza inimaginable… Siempre lujuriosas, odiadas, y unidas por un mismo fin; el aire hacía que sus cabellos se giraran conforme sus pies  descalzos avanzaban, y en ese bosque ellas mismas profanaban.

No hacían más que sacrificios (quizás humanos) para obtener lo que querían,  pócimas con olor a rosas, venenos y sangre infectada que usaban cuando mataban a hombres porque ellos no las respetaban o se burlaban; cuando ellos incluso ni siquiera las miraban.

El olor a sexo se desprendía del sudor que emanaban, esas feromonas con las que cautivaban por el día, para así salir en busca de alguien; tras una noche de otoño, que era en la que se encontraban… sin incluso hacer acto (preciso) alguno, ellas por las noches volaban y en forma de súcubos a sus amantes atormentaban.

Lastimándolos, tomando lo que de ellos querían, así ellas por los domingos  aquellos se juntaban y en estas fechas llamaban  a sus ancestros, a quienes del infiero clamaban, para así satisfacer sus deseos… cuando ya oscurecía y en ese bosque no se veía más nada,  aunque se buscaran ya sólo se escuchaban las pisadas que en esas hojas secas se daban.

Esta Noche

noviembre 2, 2008

Entraste en mi carne, te llevaste mi aliento, el aire era impávido por tu brilloso mirar.

Esta noche tus besos quemaban como brasas mi cuello, mi espalda y tus manos arqueaban mi cintura, como cuando tomaste mi cadera y me besaste. Mis manos daban una invitación al lugar que queríamos, al que sin embargo no nos atrevíamos a entrar; mis uñas te hechizaron y vi tu sonrisa brillar, cuando me di a ti de par en par.

Te hundiste profundamente en mi, sintiendo lo único, al único, que es a ti…en mí; mis labios rojos se abrían entre sangre que con besos me habías provocado.

Quedé girando en una espiral y me diste la luz que necesitaba, la misma con los ojos cerrados que tuve y que me dio felicidad.

Desgastaste ganas y energía cavando dentro de la tumba que creíamos haber enterrado ya…muertos los dos en vida, volvimos a resucitar, en silencio, con ropa por demás y una cama en donde siempre quisimos estar. Dónde la misma máscara nos vio y nos reconoció.

Esta noche fue especial, te quedaste a mi lado y tu pecho fue mi almohada mullida y cálida en dónde reposar.

De entre el frío, la lluvia y los truenos sin estrellas…

Te encontré, me viste, estuvimos y no tiene similar…

Esta noche, no fue igual, sin embargo esta noche fui tuya, como muchas otras más.

P.S. Tengo tanto por decirte que las palabras y las letras de mil abecedarios no bastarían… pero hoy te lo demostré como mis ojos y mi boca también…

Lan N’oldu

octubre 23, 2008

Biz ta eskiden beri bu sularda yüzer idik
Bu ormaný sever idik, bu kuþlarý dinler idik
Biz ta eskiden beri, biz burda bir avuç insan
Biz birbirimizden habersiz ayný þiiri yazar idik
Ayný þarkýyý söyler idik, ayný duvara iþer idik
Derken; bir sabah erken
Haymana ovasýnda bir garip kuþ öterken
Lan n’oldu
Derken; bir sabah erken
Daðlarýna memleketin bahar gelmiþken
Lan n’oldu be, lan n’oldu be, lan ne bu be
Lan n’oldu
Derken; bir sabah erken
Havada bulut yok ta ya bu ne dumanken
Lan n’oldu
Derken; bir sabah erken
Daðlarýna memleketin bahar gelmiþken
Lan n’oldu be, lan n’oldu be, lan ne bu be
Lan n’oldu
Derken; bir sabah erken
Birbirimizin yüzüne bakamaz olduk mu ne
Lan n’oldu be, lan n’oldu be
Lan ne bu be, lan n’oldu be
Derken; bir sabah erken
Sevdiðimiz yanýmýzda yumuþacýk uyurken
Lan n’oldu
Derken; bir sabah erken
Birbirimizi böyle manyak gibi severken
Lan n’oldu be

—————

Canción Otoñal

octubre 6, 2008

Hoy siento en el corazón
un vago temblor de estrellas,
pero mi senda se pierde
en el alma de la niebla.
La luz me troncha las alas
y el dolor de mi tristeza
va mojando los recuerdos
en la fuente de la idea.
Todas las rosas son blancas,
tan blancas como mi pena,
y no son las rosas blancas,
que ha nevado sobre ellas.
Antes tuvieron el iris.
También sobre el alma nieva.
La nieve del alma tiene
copos de besos y escenas
que se hundieron en la sombra
o en la luz del que las piensa.
La nieve cae de las rosas,
pero la del alma queda,
y la garra de los años
hace un sudario con ellas.
¿Se deshelará la nieve
cuando la muerte nos lleva?
¿O después habrá otra nieve
y otras rosas más perfectas?
¿Será la paz con nosotros
como Cristo nos enseña?
¿O nunca será posible
la solución del problema?

¿Y si el amor nos engaña?
¿Quién la vida nos alienta
si el crepúsculo nos hunde
en la verdadera ciencia
del Bien que quizá no exista,
y del Mal que late cerca?
¿Si la esperanza se apaga
y la Babel se comienza,
qué antorcha iluminará
los caminos en la Tierra?
¿Si el azul es un ensueño,
qué será de la inocencia?
¿Qué será del corazón
si el Amor no tiene flechas?
¿Si la muerte es la muerte,
qué será de los poetas
y de las cosas dormidas
que ya nadie las recuerda?
¡Oh sol de las esperanzas!
¡Agua clara! ¡Luna nueva!
¡Corazones de los niños!
¡Almas rudas de las piedras!
Hoy siento en el corazón
un vago temblor de estrellas
y todas las rosas son
tan blancas como mi pena.

Federico García Lorca

Ne me quitte pas

septiembre 29, 2008

Ne me quitte pas
Il faut oublier
Tout peut s’oublier
Qui s’enfuit déjà
Oublier le temps
Des malentendus
Et le temps perdu
A savoir comment
Oublier ces heures
Qui tuaient parfois
A coups de pourquoi
Le coeur du bonheur
Ne me quitte pas
Ne me quitte pas
Ne me quitte pas
Ne me quitte pas
Moi je t’offrirai
Des perles de pluie
Venues de pays
Où il ne pleut pas
Je creuserai la terre
Jusqu’après ma mort
Pour couvrir ton corps
D’or et de lumière
Je ferai un domaine
Où l’amour sera roi
Où l’amour sera loi
Où tu seras reine
Ne me quitte pas
Ne me quitte pas
Ne me quitte pas
Ne me quitte pas
Ne me quitte pas
Je t’inventerai
Des mots insensés
Que tu comprendras
Je te parlerai
De ces amants-là
Qui ont vu deux fois
Leurs coeurs s’embraser
Je te raconterai
L’histoire de ce roi
Mort de n’avoir pas
Pu te rencontrer
Ne me quitte pas
Ne me quitte pas
Ne me quitte pas
Ne me quitte pas
On a vu souvent
Rejaillir le feu
De l’ancien volcan
Qu’on croyait trop vieux
Il est paraît-il
Des terres brûlées
Donnant plus de blé
Qu’un meilleur avril
Et quand vient le soir
Pour qu’un ciel flamboie
Le rouge et le noir
Ne s’épousent-ils pas
Ne me quitte pas
Ne me quitte pas
Ne me quitte pas
Ne me quitte pas
Ne me quitte pas
Je ne vais plus pleurer
Je ne vais plus parler
Je me cacherai là
A te regarder
Danser et sourire
Et à t’écouter
Chanter et puis rire
Laisse-moi devenir
L’ombre de ton ombre
L’ombre de ta main
L’ombre de ton chien
Ne me quitte pas
Ne me quitte pas
Ne me quitte pas
Ne me quitte pas.

Y cuánto es el tiempo que ha pasado y aquí sigo, escuchándote y tú ya viéndome sin lograr descifrar lo que mis labios dijeron ya.

Cuántas veces te dejé y cuántas más no lo hiciste tú también…

Y ahora el mismo camino nos hace presas de un dolor que seguimos compartiendo…

Cuántas veces no escuché esta canción en tu ausencia y  ahora al dejarte… Siento…

Sólo siento y es lo que no quisiera más.

Al final…

septiembre 22, 2008

Hoy las letras no son buenas, no es el momento y YO…

No tengo más palabras que las que te he dicho ya.

Ambrosía

septiembre 15, 2008

Los cajones han sido llenados con fragmentos de pensamientos inconclusos, con pedazos de lamentos que no han sido escuchados.

Se sugería tanto que se alcanzó la felicidad, entre un abrumador ruido de voces, mientras lo único que se reflejaba era tu imagen en la mía.

Un beso helado de fresa y una salida como un reencuentro futuro, una esperanza de la que siempre se hablaba, más que nunca se tenía. El tiempo se detuvo y dentro de los relojes seguimos corriendo queriendo alcanzar las manecillas que no marcaban más que las 6:00 P.M. dando así una noche llena de fuegos artificiales y corriendo entre círculos, perdiéndonos uno en el otro, entre risas y llantos…

El vino rondaba por la cama y la alfombra gris, los brindis entre el frío y la lluvia se hacían presentes y el humo de un incienso o de un cigarrillo nos envolvía, como me envolvían tus brazos cuando una tormenta aparecía.

Corriendo entre charcos bajo tempestades eléctricas, cuando hacíamos un ejercicio para agilizar la mente, cuando una misma vela de fuego se consumió sin encender su flama siquiera, porque me fui, sin darte una explicación o dándote muchas, pero sin entender nunca ninguna, ni tú, ni yo.

Ahora sólo quedan los recuerdos persistentes en el olvido de la memoria, en el subconsciente y espero que esta sino es una oda, sea lo que ya no me haga sufrir por no estar, por no ver, por haber perdido, sin haber apostado.

Los telones carmesí de la función en aquel teatro se han bajado y la sala se ha vaciado, una soledad compartida, que se hizo más grande quedó hecha trizas, para finalmente desmoronarse y perderse entre el aire, para después ser mezclada con la lluvia y perderse entre las rejas, entre tus mismas rejas.

Hoy, Hoy… me pediste que estuviera a tu lado, y ahora no estoy; no estoy segura, ni se en dónde estoy.

Los pensamientos surrealistas de dos seres que cohabitan entre las letras y que se unieron más que ninguno, han desaparecido y yo, como muchas veces más, me he escondido, para no sentir más dolor.

Recuerdo tu espalda en esa noche y cómo me cubría detrás de ti, recuerdo tus manos artísticas  y las caricias que me dabas; tengo todos los regalos que me diste y recuerdo los que guardaste cuando también me perdiste.

Recuerdo tu furia y recuerdo tus direcciones, los flashes y las hojas blancas que sólo se escribieron a la mitad.

Los charcos mientras mis zapatos se hundían y nos empapábamos, mientras tomabas mi mano al cruzar una calle y cuando el sabor a chocolate se fundía en el frío con lo que más disfrutábamos a nuestro alrededor.

Tú eras el mejor y yo lo era también… por lo menos para nosotros dos.

El cambio siguió entre las manecillas del reloj entre el que nos encontrábamos, en el que nos perdimos y no nos pudimos alcanzar más.

El reloj siguió marcando las 6:00 P.M. hasta que no soportó nuestra presencia que el algún momento se convirtió en un cambio y se formó una ausencia, en la que ahora nos encontramos.

Yesterday

septiembre 13, 2008

Yesterday,
All my troubles seemed so far away,
Now it looks as though they’re here to stay,
Oh, I believe in yesterday.

Suddenly,
I’m not half the man I used to be,
There’s a shadow hanging over me,
Oh, yesterday came suddenly.

Why she
Had to go I don’t know, she wouldn’t say.
I said,
Something wrong, now I long for yesterday.

Yesterday,
Love was such an easy game to play,
Now I need a place to hide away,
Oh, I believe in yesterday.

Why she
Had to go I don’t know, she wouldn’t say.
I said,
Something wrong, now I long for yesterday.

Yesterday,
Love was such an easy game to play,
Now I need a place to hide away,
Oh, I believe in yesterday.

Mm-mm-mm-mm-mm-mm-mm.